¿Por qué no solidaridad con México?

¿Por qué no solidaridad con México?

Candiles de la calle

En las redes sociales, artistas mexicanos (actores y cantantes) muestran su apoyo a Venezuela. Es admirable y muy solidario. Pues es doloroso e inaudito lo que está sucediendo en Caracas. Por eso, esa misma empatía y solidaridad que muestran, ese cariño, debe ser con su México del sur azotado por la violencia del narco así como con el del Norte, donde los migrantes también la sufren. Que su México, ese donde viven, de lejos o cerca, sea diferente al del resto que consume sus películas, telenovelas y discos, no es para que lo ignoren o lo pinten como “el país donde no pasa nada”.

Con esto no estoy criticando el apoyo ni la solidaridad con Venezuela. Se necesita tener esa empatía y solidaridad con nuestros semejantes. Estoy hablando en particular de los artistas mexicanos que JAMÁS mencionan a MÉXICO y todo lo que en su país pasa, nunca hablando de su comunidad, ignorándola, cuando es la que los apoya en sus carreras. Eso, a ellos, y SÓLO A ELLOS los convierte en lo que llamamos “candiles de la calle, oscuridad de su casa”.

 ♦

Gisela Orozco. Editora de la sección de entretenimiento del diario Hoy.

♦ ♦ ♦ 

 

 

Los medios de comunicación en Venezuela y en México

Después de la invasión del Medio Oriente, Estados Unidos perdió control en Latinoamérica. Y Hugo Chávez, en Venezuela, se convirtió en una figura política importantísima. ¿Qué es lo que buscaba Hugo Chávez con la Revolución Bolivariana? Unir a Latinoamérica, defender los recursos naturales y hacer uso de ellos para el beneficio del mismo país y su gente. Lo contrario a países neoliberales, tales como México, en los que dentro de su enfoque resaltan la venta y privatización de nuestros recursos para el beneficio no del pueblo sino de las grandes corporaciones controladas por unos cuantos.

Con la muerte de Chávez y las circunstancias en las que se encontraba Venezuela, como la división entre sus seguidores y la oposición, se fue creando el ambiente perfecto para la intervención imperialista de Estados Unidos. Maduro no la tenía fácil y, en mi opinión, le ha quedado grande el papel para solucionar de una manera eficaz la situación de ese país.

Como ya sabemos, se repite la táctica de intervención. Esta táctica varía muy poco de las tácticas y estrategias que se utilizaron en Medio Oriente (hasta Estados Unidos ya admitió que ellos crearon Al Qaeda). Entonces, percibimos que grupos controlados y entrenados provocan fricción entre la población y esto causa desestabilización y confusión.

Por su parte, los medios de comunicación asumen un papel primordial en la realización de dichas tácticas: manipulan imágenes, inventan historias, exageran los hechos e imponen relatos para crear el pánico masivo. Consecuentemente, vemos la satanización de palabras tales como comunismo, socialismo, Fidel, Chávez, (en México hasta al Peje le llamaron comunista), etc. Y cuando otros medios alternativos le preguntan a la población el significado de dichas palabras, lo único que repiten es lo que escucharon en las noticias y terminan por aceptar que no saben.

En México pasa lo contrario que en Venezuela: las imágenes que se manipulan son para el bien del gobierno y se reprimen las protestas y no se transmite la inconformidad de la población, y si lo hacen es para criminalizar los actos de protesta. ¿Y alguien dice algo? ¿Qué se requiere para que un presidente sea nombrado dictador?

Para Estados Unidos no puede existir otro régimen político que no acepte ser controlado por él mismo; de otra forma lo satanizará y destruirá cueste lo que cueste y los que se cuenten. 

 ♦

Morena Marvel. Graduada en Arte Escénico en la Universidad de Arkansas.

♦ ♦ ♦

0 Comments